La primera vez…

Esta mañana he estado escuchando en el Paraninfo de la Complutense cuentos de un grupo de jóvenes que han realizado un taller de Narración Oral Escénica y como culminación del taller contaban en público por primera vez.
Y ha sido una función sensacional, en la que daba igual que alguien fuese demasiado rápido, se moviese mucho o poco, se trabase o hiciese ademanes repetitivos: todos tenían la incontenible fuerza de las locas ganas de contar y no me ha quedado más remedio que volverme para casa con unos cuantos personajes: los dos amigos que se reencuentran y pasan la noche acompañándose el uno al otro a su casa sucesivamente y descubren que la amistad es abrazarse sin necesidad de tocarse, el viejo apostador de dedos, los sembradores de sueños, la pareja de enamorados que consiguen mantener su amor vivo a pesar de cruzarse tan sólo unos minutos al día, el filósofo que defeca barritas de oro, la abuela que le da todo su cariño al nieto ciego y Marina, la mujer que acaba descubriendo que las gotas de lluvia de noviembre en los cristales pueden reflejar sonrisas en lugar de lágrimas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s